Los blogs académicos: su papel en la comunicación científica

Por
los blogs académicos

Las prácticas de difusión de la investigación están cambiando. De manera creciente, las notas de blog están siendo tomadas en serio, como una forma de escribir sobre temas académicos y de investigación. Publicar en blogs tiene sus ventajas: el proceso de publicación es mucho más rápido que lo que sería publicar un libro o un artículo de revista; las notas de blog llegan a un público que no tiene acceso a literatura académica que está restringida por pago de suscripciones o compra; las notas de blog, con frecuencia, se concentran en asuntos muy específicos, que no son suficientes para desarrollar un artículo completo; también, los comentarios que permiten los blogs facilitan un diálogo más directo entre autores y lectores. Estas ventajas no reemplazan una reflexión académica minuciosa sobre los temas que se aborden, pero sí estimulan un intercambio de ideas dinámico que podría crear comunidades activas, interconectadas, de pensadores y profesionales. Al menos, esta ha sido nuestra experiencia al escribir en el grupo de blog DoctoralWritingSIG.

Nosotras hemos blogueado juntas desde el 2012. En un año, cada una ha contribuido con alrededor de 15 notas de más o menos 800 palabras para nuestro blog académico DoctoralWritingSIG. Esa cantidad equivale a lo que serían dos artículos al año. Intercambiamos y revisamos cada nota que escribimos desde una perspectiva crítica y muy pocas se publican sin cambios; en ese sentido, las notas que publicamos pasan por un proceso de evaluación por pares. Podemos decir que, para cada una de nosotras, el blog es la actividad de escritura académica que más impacto genera entre todo lo que hacemos —nuestras ideas se publican más rápido, tenemos más de 2000 seguidores en todo el mundo, y, además, el blog es más personal que la mayoría de nuestras publicaciones académicas formales. Es un espacio en el cual podemos reflexionar sobre investigaciones previas, así como atrevernos a exponer nuevas ideas. Pero, ¿podemos incluir las notas de DoctoralWritingSIG como publicaciones dentro de nuestro trabajo académico o productos de investigación?

El blog académico es un medio relativamente nuevo para la publicación académica y no está del todo integrado con el sistema universitario. Los académicos en muchos países están obligados a publicar sus investigaciones y esas investigaciones, además, son auditadas estrictamente por instituciones nacionales tales como el Performance-Based Research Fund (PBRF), en Nueva Zelanda; Excellence in Research for Australia (ERA), y el Research Excellence Framework (REF) del Reino Unido. Sabemos plenamente que, dentro de estos sistemas, nuestro trabajo es evaluado sobre criterios como el número de publicaciones significativas, el lugar donde se ha publicado nuestra investigación (categoría de la revista, calidad de la editorial que publica), su impacto y el número de citaciones. No es claro aún dónde se ubican los blog académicos en términos de ranking de publicaciones, ni tampoco si obtendremos algún crédito por esta forma de publicar nuestras investigaciones. No obstante, desde un punto de vista personal, hemos encontrado que la escritura de nuestro blog es muy útil de diferentes formas, y por ello animamos a otros a experimentar esta forma de escritura académica.

Aprendiendo sobre escritura

Hemos aprendido mucho sobre del proceso de escribir a lo largo de la producción conjunta de nuestro blog. La retroalimentación que recibimos de cada una de nosotras nos ha ayudado a ver nuestro trabajo con ojos más objetivos; también, observar el proceso de escritura de nuestros coeditores nos ha enseñado una gran lección sobre cómo otras personas llevan a cabo su proceso de escritura, todo esto llevándonos a nuevas maneras de hacer nuestras tareas. Escribir notas sobre escritura, semanalmente, nos ayuda a mantenernos enfocadas en nuestras propias prácticas y creencias, y a conservar vivo, fresco, el conocimiento que necesitamos para hacer nuestro trabajo con estudiantes y académicos en talleres y programas.

Aprendiendo sobre nuestros lectores: mantenernos al día

Nuestra confianza para decir lo que pensamos en un estilo más informal de lo que lo hacemos en artículos para revistas se ha aumentado. Los comentarios que nuestros lectores hacen de los temas que publicamos también nos han fortalecido —comentarios que llegan mucho más rápido que la retroalimentación que la mayoría de nosotros recibe de las publicaciones en revistas o libros. Esto nos mantiene en un contacto más directo con nuestra audiencia, ayudándonos a mejorar nuestro enfoque al hablarle a esa comunidad y asegurándonos de estar en contacto cercano con los intereses de nuestros lectores. Eso nos recuerda que cuando escribimos como académicos, lo hacemos para personas reales que tienen una vida parecida a la nuestra —en otras formas de publicación académica, esa conciencia de que nuestros lectores son pares y colegas más que jueces, se pierde muy a menudo. Algunos comentarios generalmente respaldan nuestros puntos de vista, recordándonos que no somos lobos solitarios y que los demás también se interesan por los mismos temas que nosotras; también nos impulsan a analizar ideas desde otras perspectivas, enseñándonos más sobre lo que está en discusión.

Desarrollo profesional

Además de aprender sobre escritura, hemos encontrado que escribir en el blog ha mejorado nuestro propio crecimiento como preparadoras académicas y profesoras de escritura. Un comentario hecho en un taller podría desencadenar una reflexión sobre las tensiones que de allí se derivan; aportar una retroalimentación sobre el trabajo de un estudiante puede dar pie a una nueva idea sobre la escritura a nivel doctoral. Estas pequeñas composiciones, las notas de blog, nos permiten explorar ideas que pueden surgir a lo largo de nuestra rutina de trabajo, pero que previamente estuvieron escondidas bajo las presiones de la siguiente tarea programada en nuestra agenda. Ahora, nos aferramos a esos momentos de irritación, confusión, preocupación o emoción con que nos topamos enseñando o leyendo, aprovechando la oportunidad para reflexionar cuidadosamente sobre aquellas respuestas que nos impulsan a pensar más allá.

Satisfacción personal

Pero tal vez lo más satisfactorio de todo es que hemos encontrado que esta clase de escritura ha generado una oportunidad de trabajar con académicos que tienen ideas similares y de una manera colaborativa. Nuestra propuesta original fue la de construir una comunidad de personas interesadas en todos los aspectos de la escritura a nivel doctoral. El blog ha facilitado nuestro propio acceso al desarrollo de relaciones de compañerismo con otros académicos alrededor del mundo, quienes han compartido la fascinación por un aspecto tan complejo como la educación superior. Aunque implica un trabajo extra, hemos encontrado que el proceso de bloguear nuestras ideas y experiencias ha sido muy beneficioso y que motivará a otros a ser parte de esta actividad académica.

 


 

Algunas de las ideas presentadas en esta nota se exploran de manera más detallada en nuestro artículo: Cally Guerin, Susan Carter & Claire Aitchison (2015): Blogging as community of practice: lessons for academic development?, International Journal for Academic Development, DOI: 10.1080/1360144X.2015.1042480.


 

Susan Carter

La Dra. Susan Carter coordinó un programa doctoral genérico en la Universidad de Auckland, Nueva Zelanda, desde el 2004 hasta el 2012. Actualmente, trabaja con tutores en el Centro para el Aprendizaje y la Investigación en Educación Superior recientemente inaugurado en la Universidad de Auckland. Sus publicaciones incluyen: How to Structure your Research Thesis (2012) y Developing Generic Support for Doctoral Students: Practice and Pedagogy (2014).

Cally Guerin

La Dra. Cally Guerin ha venido trabajando y publicando sobre educación doctoral desde el 2008, coordinando en conjunto oportunidades de entrenamiento en habilidades de investigación y programas de desarrollo académico para estudiantes investigadores y tutores en la Universidad de Adelaide, al sur de Australia. Sus publicaciones recientes se enfocan en la escritura a nivel doctoral, identidades del investigador y grupos de escritura, incluyendo Post/graduate research literacies and writing pedagogies (en prensa), co-editado con Badenhorst.

Claire Aitchison

La Dra. Claire Aitchson, actualmente adscrita a la Universidad de Western Sidney, Australia, ha enseñado y coordinado programas universitarios en investigación superior para estudiantes y tutores por más de 20 años. Sus investigaciones y publicaciones sobre escritura a nivel doctoral y pedagogía incluyen (con Guerin 2014) Writing groups for doctoral education and beyond y (con Kamler y Lee 2010) Publishing pedagogies for the doctorate and beyond.

Comentarios

  1. Con un profundo agradecimiento a quien se preocupa por difundir artículos tan interesantes y así poder publicar también investigaciones y darlas a conocer al mundo a través de estas redes sociales.

  2. Very good blog post. Really thank you! Fantastic.